El tamaño sí importa (para la pesca sostenible)

La veda de cangrejo en Ecuador saca lo peor de la gente. En los diarios se lee sobre operativos de venta ilegal de este crustáceo y en algunas cevicherías se vende este manjar. La veda se ve como una acción para molestar al consumidor y no como un acto de sostenibilidad para la especie.

Los países europeos, en cambio, tienen una cultura de respetar las tallas mínimas. Al menos tienen una comunicación clara para impulsar que esto se cumpla. De hecho, las carteras de Estado pertinentes son claras sobre qué medida debe tener cada pez al ser capturado. Los mercados manejan estas tablas de tallas mínimas y son compartidas en sus vitrinas para que las personas sean conscientes de lo que consumen.

Hasta hace unas dos décadas existía la convicción de que el agua era un recurso inagotable, con la capacidad de soportar cualquier agresión, sin implicaciones a largo plazo. Sin embargo, durante los últimos años los desastres ecológicos -algunos accidentales y otros provocados-, y la intensificación de la pesca  para cubrir la demanda, demuestran el deterioro de la fauna marina.

Es que somos 7.000 millones de humanos y seguimos aumentando. El mar no va a aguantar y como consumidores debemos aprender a consumir de forma responsable. Una forma es dejar los caprichos y entender el concepto de Pesca del Día. En Ecuador algunos restaurantes ya practican esta movida, se trata de consumir solo lo que los pescadores capturan en el mar ese día y, obvio, respetando las tallas mínimas. Por ejemplo, se vive en Las Tanusas, y su restaurante Boca Valdivia, en El Salnés, Martín PescadorUrko, entre otros. La iniciativa de los restaurantes es genial, pero si los consumidores no valoran esta medida y siempre quieren comer ceviche de camarón, pues el problema persiste. La clave es concienciar al consumidor para evitar el fin de la fauna marítima. 

Esta infografía es de la organización Conservamos por Naturaleza y su consigna es "El Tamaño Sí Importa" para que las personas compren productos que estén acordes con el desarrollo ambiental.

pesca-responsable

Consejos para comer un ceviche de forma responsable

  • Comer en restaurantes que ofrezcan la pesca del día: Esto quitará presión a los pescadores de ir tras especies específicas sino que sabrán que lo que capturen en su red se venderá sin problema.

 

  • No comer especies en peligro: Las especies que están por extinguirse no deberían ser consumidas por sentido común. Las especies más amenazadas son el mero rojo, chita, corvina, lenguado, entre otros. Es clave investigar cuáles son las especies más amenazadas en tu país y no lo consumas.

 

  • Respetar la veda: Este es un tiempo para que las especies se reproduzcan. Si hay veda de un pez o marisco no se debe buscar el local clandestino solo para calmar un capricho. De hecho, si se encuentra un lugar que venda un producto en veda puede denunciarse.

 

  • Respetar las tallas mínimas: Como lo demuestra la infografía hay tallas mínimas para cada pez y hay que respetarlas. De esta forma los peces crecen lo suficiente y completan su cliclo de vida para ser capturados.

 

Para proteger el ambiente no es necesario embarcarse en un bote de Green Peace y lanzar tomates a una plataforma petrolera. Se trata solo de consumir de forma responsable los recursos. En el caso de peces y mariscos hay que entender que no siempre deben estar disponibles sino que hay que cambiar de producto. También se trata de no caer en la moda de marcas que imponen productos contaminantes como las cafeteras actuales con cápsulas de aluminio que generan contaminación.

 

No hay comentarios

Agregar comentario